Los complementos también son cosa del novio

April 28, 2016

Asumido con cariño que el gran protagonismo de las bodas está centrado en la novia, ya nos iba tocando hablar del gran olvidado y a la vez, coprotagonista. Y es que da la impresión de que en lo que respecta al atuendo del novio no existe un abanico de posibilidades tan amplio como para su partenaire, cuyas posibilidades parecen reducirse a frac o esmoquin. Sin embargo, los complementos pueden dar mucho juego, ¿quieres saber cómo?

 

En lo que está permitido dudar cada vez más es en el asunto de la corbata, y no sólamente por si la sustituimos por la pajarita. Desde luego que la corbata en sí no tiene visos de pasar de moda, y nos permite elegir colores y estampados por doquier según nuestra personalidad. Pero si queremos variar existen otras opciones, como por ejemplo el plastrón o corbatón, esa especie de corbata que por debajo el nudo es en realidad mucho más ancha y da la sensación de ser un pañuelo. Luego está la pajarita, que de la misma manera que la corbata puede ser lisa o estampada, pero siempre a juego con el pañuelo o la flor del ojal. Y una tercer opción...no llevar nada. Esta última opción obviamente no es que esté hecha para novios atrevidos, sino para bodas más desenfadadas o civiles.